La Monarquía del siglo XXI: lo que hemos aprendido en la tele

La Monarquía del siglo XXI no es una institución decrépita: al Rey está tan lozano que se encarama a la mesa siempre que el protocolo lo permite.

La Monarquía del siglo XXI no es una institución anticuada: el Rey  mola tanto que, cuando se pone la corona, la lleva con la visera hacia atrás.

La Monarquía del siglo XXI no es una institución meramente decorativa: el Rey no solo es útil… ¡el Rey es muy apañado!

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>