Licenciatura en Ingeniería Fanzinerosa (2º Curso)

El ingrediente que no puede faltar en ningún fanzine es la originalidad. Es su razón de ser: un fanzine es una obra de amor, fruto de una pulsión expresiva irreprimible. El fanzine nace de esas ganas locas de decir las cosas que nadie ha dicho, de mostrar al mundo lo que uno lleva dentro, en lo más profundo e intransferible del propio ser.

Sin originalidad, un fanzine no tiene sentido.

Por eso, para que no falte, lo primero que debe hacer uno es mirarse a fondo los fanzines de los demás y copiar todo lo que tengan de original.

2. Una panorámica por el fanzine contemporáneo

Dejamos las lecciones de historia para nuestro ilustre colega y experto cualificado el Profesor Miguel Ángel Alejo. Tal vez pueda hacer un hueco en su agenda para impartir unos cuantos créditos de libre configuración, eso está por ver. Entre tanto, el alumno diligente puede consultar su manual de Historia del Fanzine Andaluz (Ediciones Dos Gatas, 2008).

Lo que nos interesa, en este punto de la licenciatura, es examinar los fanzines más exitosos del momento para intentar identificar los factores que justifican su popularidad.

2. 1. Fanzine sin pretensiones

Éste, por ejemplo, es el clásico fanzine de colegas, que cuentan lo que se les pasa por la cabeza con lenguaje sencillo y directo. Por ejemplo, en el último número escribe Ángel López que “importa considerar la psicología cognitiva del lenguaje en la que se conjugan aspectos de Ideología, esto es, de génesis conceptual, y aspectos operativos relativos a las operaciones intelectuales implicadas en dicho proceso”. El fanzine lo montó Pepín Ortega y luego ha cambiado de manos varias veces, un poco como ocurre con todos los fanzines: al final los colegas se cansan de hacer fotocopias y grapar ejemplares.

2. 2. Fanzine de cómic reivindicativo

Grafismo de vanguardia, denuncia social e historias crudas de la calle, como la de  los ángeles que bajaron del cielo a darse una vuelta y se encontraron con un pueblo entero que quería sodomizarlos. Muchos de los relatos los protagoniza una especie de Che sin boina que anda siempre en bata. El aspirante a fanzineroso debe tomar nota: a veces es buena idea establecer un personaje recurrente que caiga simpático a los lectores. Eso sí, luego puede pasar como con Sherlock Holmes, que haya que resucitarlo después de muerto para satisfacer la demanda de los fans enfebrecidos.

2. 3. Fanzine ákrata-nihilista

Ésta es la mejor cabecera anarquista que circula de mano en mano por entre lo más concienciado de los grupos antisistema. Su ideología es de extrema izquierda, como indica claramente la K del título, y sus autores se lo toman muy en serio: hacen un repaso exhaustivo, implacable, de todo el mobiliario con que la adocenada clase media satisface su compulsión consumista. ¿Cabe retrato más cruel de la sociedad de hoy? El anarquista comprometido con la causa puede incluso adquirir algunos de tales artículos a través del fanzine, para arrebatárselos a los borregos burgueses. ¡Ja!

2. 4. Fanzine satírico

Se ha puesto de moda parodiar a los columnistas de derechas. Tanto es así que hay quien cree, erróneamente, que nuestro colaborador Ernesto J. Herrera es una parodia y no un liberal católico español normal y corriente. A diferencia del camarada Herrera, salta a la vista que esto sí que es una parodia. De momento parece que gusta y que hace gracia, aunque quizá como tal parodia sea un tanto exagerada. A menudo en el humor funciona mejor la ambigüedad, la seriedad aparente, que la caricatura pasada de rosca que nadie podría tomarse en serio jamás de los jamases. Pero, en suma, el público manda.

2. 5. Fanzine de alta calidad literaria

La prosa pulida y los brillantes ejercicios de estilo siempre tendrán seguidores. Ésta es la cabecera a la que todos acudimos cuando queremos leer grandes artículos.

You may also like...

194 Responses

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>